Ex-ingenieros de Apple construyen sensores para autos autónomos

La conducción autónoma es sin lugar a dudas, uno de los campos con mayor inversión y rápido crecimiento en la actualidad dentro de la industria automotriz, ya que son muchas las empresas que actualmente se encuentran trabajando en diferentes tecnologías, para crear y desarrollar dispositivos que puedan aportar más seguridad y precisión a los automóviles autónomos.

Un ejemplo muy interesante, es la Startup Aeva, fundada por dos ex – ingenieros de Apple, quienes hace tan solo unas semanas, presentaron unos sensores que prometen dotar a los coches autónomos de una mejor capacidad de procesamiento, al momento de reconocer el camino por el cual están transitando, así como detectar eficientemente a los transeúntes frente al vehículo.

También te puede gustar: Inteligencia Artificial: Como puede impactar en la industria de seguros de Auto

Los responsables de estos sensores han explicado que vienen a ser una mejora o complemento de la ya afianzada tecnología LIDAR, que permite al automóvil autónomo, generar un mapa 3D detallado de su entorno cercano con la finalidad de que este pueda ‘’estar consciente’’ de lo que hay a su alrededor, mientras va paseándose por las calles que debe recorrer. Una de las ventajas de LIDAR, es que permite que toda esta información se vaya procesando aún cuando el auto esté desplazándose a altas velocidades, pero lo interesante es que con estos nuevos sensores, se aumenta la eficiencia y exactitud de la tecnología LIDAR como se la conocía hasta ahora.

autos autonomos

Los nuevos sensores como el complemento perfecto

Los nuevos sensores creados por Aeva, extienden por mucho las posibilidades de la tecnología LIDAR, ya que ahora los coches autónomos que hagan uso de dichos sensores, no solo tendrán información sobre la distancia de objetos y otros vehículos, sino que además podrán hacer mediciones exactas sobre la longitud de estos objetos en el camino. Esto es de vital importancia, ya que con estos nuevos sensores, los vehículos harán una mejor labor en lo que a prevenir accidentes se refiere, algo que ha estado dando bastante dolores de cabeza… sino pregunten a Tesla y a Uber.

Aunque no solo una mejor medición de los objetos es lo nuevo que traen estos sensores, ya que también dotarán al coche autónomo de la capacidad para poder calcular la velocidad a la cual se van desplazando los demás objetos o vehículos. Esta es otra novedad a tomar muy en cuenta, ya que haciendo únicamente uso de la tecnología LIDAR, es decir, sin el soporte de los sensores de Aeva, los autos autónomos eran incapaces de hacer mediciones tan exactas y menos aún, sobre la velocidad de desplazamiento de otros objetos circundantes.

Detalles de los sensores

Cuando se intentó obtener información sobre el proceso de fabricación de estos sensores, Aeva fue muy hermética al respecto, diciendo que prefieren no revelar todos los detalles, puesto que entienden que deben haber varios competidores esperando a que se filtre información jugosa para así implementarlo en sus respectivos proyectos.

A pesar de este secretismo, finalmente dieron algunas explicaciones breves como el hecho de que los sensores funcionan con un láser fijo y no por pulsos, como ocurre con la tecnología LIDAR convencional, lo que según los ex – ingenieros de Apple, se traduce en una mejora significativa en las tareas de reconocimiento y detección de obstáculos.

Como siempre, la realidad va en busca de superar a la ficción.


Dejar un comentario